Patrocinador1

El invento del Partido Conservador de Reino Unido




Partido Conservador (Reino Unido)

Partido Conservador (Reino Unido), partido político británico, cuyo nombre completo es el de Partido Conservador y Unionista, sucesor del Partido Tory desde los inicios de la década de 1830 y, en la actualidad, una de las dos principales formaciones políticas del Reino Unido, junto al Partido Laborista. Durante décadas, el principal partido político de Irlanda del Norte, la Organización Unionista del Ulster, fue una parte fundamental del Partido Conservador británico, pero esta relación se redujo en la década de 1970 de modo importante. La Asociación Conservadora y Unionista Escocesa también tiene relación con el partido, aunque posee una existencia independiente.
2
ORGANIZACIÓN
El Partido Conservador está estructurado en la actualidad en tres elementos fundamentales: la Unión Nacional, que comprende asociaciones de votantes en Inglaterra y Gales que eligen a los posibles candidatos y ayudan a conseguir votantes en las elecciones; el partido parlamentario, compuesto por miembros que se sientan en las dos cámaras del Parlamento británico; y la administración central del partido, que comprende una sede central, numerosas oficinas de zona y una Oficina de Investigación Conservadora. La oficina central es responsable de mantener la eficacia de la organización nacional del partido.
El líder del partido es elegido, a través de un proceso de votación por mayoría, por los miembros conservadores del Parlamento y tiene la responsabilidad de la política y de los nombramientos. Cuando gobierna el partido, el líder es el primer ministro y selecciona a los ministros de su gabinete. Cuando está en la oposición, el líder nombra el denominado ‘gabinete en la sombra’, que se prepara para la vuelta al poder en el caso de victoria en las elecciones generales. Con la expansión del sufragio, el partido creó organizaciones para conseguir el apoyo de las mujeres, a través de la Primrose League (fundada en 1833); de los jóvenes, a través de Jóvenes Conservadores; y de los miembros de los sindicatos, a través de los grupos de trabajadores tories.
3
HISTORIA
Robert Peel
Robert Peel, el considerado fundador del Partido Conservador británico (en tanto que con él abandonó su tradicional denominación de tory), fue primer ministro de su país en dos periodos (1834-1835 y 1841-1846). Con anterioridad, en la década de 1820, había sido secretario (ministro) del Interior. En el ejercicio de este cargo, fue el responsable de la reorganización de las fuerzas policiales de Londres. El apodo o mote por el que los miembros de estas últimas pasaron a ser conocidos, bobbies, se debe al nombre de Peel (en los países anglosajones, 'Bob' o 'Bobby' es el diminutivo afectuoso de 'Robert'). Asimismo, Peel promovió la Catholic Emancipation Act (Ley de Emancipación Católica) que, tras ser aprobada en 1829, otorgó la igualdad de derechos políticos a la población católica.

Los predecesores de los conservadores fueron los cavaliers del siglo XVII y los tories de los siglos XVIII y XIX. El Partido Conservador se formó a partir de varias asociaciones conservadoras establecidas por toda Inglaterra tras la Reform Act de 1832. Esta medida concedió más escaños parlamentarios a las zonas industriales y limitó las restricciones de voto, dando lugar a un electorado más amplio. Para atraer estos nuevos votantes, Robert Peel, entonces líder del Partido Tory, adoptó el término ‘Conservador’ y amplió el programa tory. Su conversión al librecambismo llevó a su dimisión del cargo de primer ministro en 1846 y a una escisión en el partido.

Benjamin Disraeli
El escritor y político Benjamin Disraeli era conocido por su excéntrico conservadurismo radical y su dedicación a la reina Victoria y al Imperio Británico. Su logro más importante fue impedir que Rusia consiguiera posiciones estratégicas en el Mediterráneo tras su victoria en la Guerra Turco-rusa de 1877-1878, con lo que el equilibrio de poder en esta región continuó siendo favorable a los británicos

El estadista Benjamin Disraeli definió aún más el conservadurismo liberal del partido. Reunió los intereses territoriales, aumentó la organización del partido e incluyó llamamientos a los miembros de los sindicatos. La Unión Nacional de Conservadores y Asociaciones Constitucionales se creó en 1867; ésta se transformó en la Unión Nacional de Conservadores y Asociaciones Unionistas. En 1872, Disraeli resultó fundamental en la unificación de las oficinas centrales de la Unión Nacional y de los conservadores. A pesar de su programa de reformas sociales, los conservadores no ganaron las elecciones de 1880. En 1886, los liberales, dirigidos por Joseph Chamberlain, quien rechazó la política de un gobierno nacional para Irlanda, se aliaron con el Partido Conservador, cuyo nombre completo se convirtió en Unión Nacional de Conservadores y Asociaciones Unionistas. El término ‘unionista’ se ha utilizado normalmente en Irlanda del Norte y Escocia.

Margaret Thatcher
En 1979 Margaret Thatcher pasó a ser la primera mujer que sirvió como primera ministra en Gran Bretaña, y ocupó este cargo hasta 1990. Llegó al poder con la promesa de restablecer la prosperidad económica del país y vendió y privatizó muchas empresas estatales a fin de lograr este objetivo. Durante su mandato, Gran Bretaña venció a Argentina en el breve enfrentamiento militar por la lucha de la soberanía sobre las islas Malvinas que tuvo lugar en 1982.

El Partido Liberal fue la oposición principal de los conservadores desde 1832 hasta después de la conclusión de la I Guerra Mundial, en 1918. Con gobiernos nacionales o de coalición durante la guerra y la depresión, los liberales perdieron cada vez más popularidad y el Partido Laborista se convirtió en el segundo partido más importante de Inglaterra. Después de dos cortos periodos en el poder, los laboristas obtuvieron una aplastante victoria en mayo de 1945. El imperialismo todavía era una actitud importante en el conservadurismo inglés tras la conclusión de la II Guerra Mundial, en 1945. Después de llevar a cabo una concienzuda revalorización de la organización política y la estrategia de campaña, los conservadores volvieron a conseguir el poder desde 1951 hasta 1964, desde 1970 hasta 1974 y desde 1979 hasta 1997. A pesar del continuo énfasis en la empresa privada y el libre mercado, los conservadores, en general, aceptaron la filosofía básica del Estado de bienestar y se prepararon para ajustar su política en respuesta del consenso de la opinión pública. Sin embargo, durante la década de 1980, el gobierno conservador de la primera ministra Margaret Thatcher privatizó muchas industrias que habían sido nacionalizadas por anteriores gobiernos laboristas. Thatcher insistió con vigor en la economía de libre mercado, la empresa libre privada y la reducción de las ayudas y subsidios del Estado, mientras fortalecía el poder de éste frente a las autoridades locales. También desarrolló fuertes vínculos con Estados Unidos. Su política nacional comenzó a ser cada vez menos popular en 1990; dimitió en noviembre y la sucedió su protegido, John Major, quien entonces llevó al partido a conseguir la victoria en las elecciones generales de abril de 1992.

John Major
John Major y el primer ministro de Irlanda Albert Reynolds emitieron en 1993 la ‘Declaración de Downing Street’, que establecía las condiciones para el inicio de las conversaciones de paz en Irlanda del Norte.

En mayo de 1997, el Partido Conservador perdió las elecciones frente al Partido Laborista liderado por Tony Blair, que puso así fin a 18 años de gobierno conservador y sumió a los tories en una profunda crisis que agravaba la propia división interna que les había llevado, a su vez, a la estrepitosa derrota. John Major dimitió, inmediatamente después, de su liderazgo conservador. William Hague fue elegido nuevo jefe del partido y, en el Congreso celebrado en el mes de octubre, asumió la autocrítica a la política ejercida durante los años gubernamentales conservadores, admitiendo la necesidad de preocuparse de “algo más que de la libertad económica”. Tras los malos resultados obtenidos en las elecciones generales de junio de 2001 (en las que Blair fue reelegido primer ministro), Hague dimitió. Después de tener lugar elecciones primarias, la jefatura tory recayó en Iain Duncan Smith, quien, tras no superar una moción de censura, fue destituido en octubre de 2003 y sustituido por Michael Howard. Luego de la nueva derrota electoral conservadora en los comicios de mayo de 2005, Howard renunció al liderazgo del partido; le sucedió, en diciembre, David Cameron.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Entradas populares

Me gusta

Seguidores